La convivencia en soledad

¡No se puede apostar por la convivencia en soledad!

En mí labor como asesor en la prevención de las adicciones en los centros educativos, durante el curso pasado tuve la oportunidad de conversar con el profesorado tanto de primaria como de secundaria sobre las dificultades de convivencia que se estaban encontrando.

Los retos atañen al profesorado, pero también a las familias, y por supuesto al alumnado, pero también al barrio, a la ciudad y por ende, a la sociedad.

No en vano, se suele decir que “quién mucho abarca, poco aprieta” y la convivencia en relación a nuestros centros educativos es un buen ejemplo en el que aplicar esta premisa, debiendo comenzar por pequeñas acciones, cuál gota que vaya empapando las conciencias y los actos de las y los actores.

De este modo, la “cultura” de la convivencia y la acción de convivir son fruto de un proceso en el que cobran más importancia las “estructuras” que las personas, sin negar la importancia de éstas, ya que las estructuras prevalecen y determinan la dirección que toma nuestro centro educativo.

Tener una dirección compartida, un horizonte que alcanzar… nos empodera y nos tranquiliza al sentirnos acompañados y acompañadas en este caminar.
Desde luego, cuando hablamos de estructuras, hablamos de introducir la convivencia en el plan anual de centro, hablamos de construir de manera participativa un plan de convivencia, pero también hablamos de coordinación del profesorado y en especial de la acción tutorial, hablamos de metodologías cooperativas y comunitarias…

Por lo tanto, el proceso es más profundo que recibir una formación sobre la convivencia o sobre el problema del acoso escolar.
Desde luego, el esfuerzo que esto requiere es notorio, pero los beneficios también lo son, ya que un centro que apuesta por la convivencia, es un centro preventivo, es un centro protector de la comunidad educativa.

La profesora o el profesor que lee estas líneas, puede pensar que de nuevo se le está “vendiendo la moto” sobre la convivencia, y que de nuevo se encuentra muy solo o sola en el día a día de la vida en el centro educativo.

¡No le falta razón! Y precisamente, ese es uno de los aspectos que he observado en mi trayectoria como asesor. Hay muchos centros, sino todos, en los que el profesorado tiene muchas ganas de hacer las cosas mejor, de apostar por la convivencia, pero se encuentran aislados en su aula, determinadas por la materia que “tienen” que impartir, situados en una estructura que favorece el trabajo individual, más que el de equipo. Y…en soledad difícilmente avanzaremos en el desarrollo de un clima de convivencia.

Es necesario, en primer lugar una apuesta de la dirección que se respalde por la comunidad educativa por medio de la implantación de una cultura de la participación de todos los agentes implicados y que ya se recoge en estructuras como el consejo escolar o la comisión de convivencia, pero que debe explorarse y desarrollarse más allá.

Por lo tanto, podemos afirmar que actualmente, se está dotando a los centros de recursos formativos muy valiosos, pero que se les está dejando solos en la implantación, en el llevar a la realidad de su centros, en el practicar, en el aplicar y en el éxito y en el fracaso de su apuesta por la convivencia.

Y no me refiero, desde luego, a “un salvador/a” que venga a solucionarnos la papeleta, hablo de un/a profesional con experiencia en este ámbito, que dinamice, impulse y acompañe al centro, sobre todo al principio, cuando son muchos los interrogantes y muy pocas las respuestas y que vaya desapareciendo progresivamente, mientras el centro aprende a desenvolverse por si mismo. Definitivamente…

¡No se puede apostar por la convivencia en soledad!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Configuracion de Privacidad
Name Activado
Technical Cookies
In order to use this website we use the following technically required cookies: wordpress_test_cookie, wordpress_logged_in_, wordpress_sec.
Gallet
Utilizamos cookies para ofrecerle una mejor experiencia en el sitio web.
x

Usamos cookies para brindarle la mejor experiencia en línea. Al aceptar que acepta el uso de cookies de acuerdo con nuestra política de cookies.